Consejos para preparar la vuelta al cole

Tus hijos han estado unos meses de vacaciones, pero ahora se acerca el momento de la vuelta al cole y hay que prepararles para que afronten el cambio con ganas y optimismo.

El mucho tiempo libre y de ocio con el que se cuenta en verano, hace que se cambien las rutinas diarias, tanto en los adultos como en los más pequeños. Regresar de golpe a horarios estrictos, madrugones y responsabilidades, siempre cuesta.

A continuación te ofrecemos unos cuantos consejos para preparar la vuelta al cole:

  • Durante el verano, mantén activa la mente de tu hijo: recurrir a juegos que estimulen la creatividad de los niños o que incentiven, de una manera divertida, sus conocimientos académicos, puede ser una buena manera de que no olviden la rutina de aprender y asimilar nueva información.
  • Cambia sus horarios de manera progresiva: es normal que los niños, en verano, se acuesten y se levanten más tarde de lo normal. No les hagas pasar de golpe de esa libertad horaria a la rigidez del horario escolar. Cuatro o cinco días antes de la vuelta al cole, comienza a adelantar la hora de levantarse por las mañanas y de acostarse por la noches, un poco más pronto cada día.
  • Anima a tu hijo: háblale de las cosas positivas que tiene la vuelta al cole: hará nuevos amigos, estrenará material escolar, participará de excursiones en el colegio, etc.
  • Prepara con tiempo todo el material escolar que van a necesitar tus hijos: no lo dejes para última hora. Hazlo de manera relajada y te asegurarás de que tus hijos acogen la vuelta al cole con todo lo que necesitan.
  • Comunícate con tus hijos: la vuelta al cole puede generarles cierta ansiedad o miedo. Trata de explicarles qué se van a encontrar el primer día, repasa con ellos los horarios y transmíteles toda la tranquilidad que puedas. Será la mejor manera de desarrollar la confianza de tu hijo.
  • Ofrece a tu hijo la posibilidad de realizar actividades extraescolares: será una forma de incentivar su interés por ir al centro escolar y un modo de motivarle en su vuelta al cole.
  • Mejora los hábitos alimentarios: en verano es normal saltarse una dieta equilibrada y regular: dulces, helados, refrescos, comidas a deshora… Pero en época escolar es importante que tus hijos regresen a una rutina alimenticia sana y equilibrada para que puedan rendir bien en las clases y no pierdan la capacidad de concentración, de memoria y la energía necesaria para soportar una jornada escolar completa.